En este encargo tenía que crear una nueva imagen para una empresa de alquiler y venta de embarcaciones de todos los tamaños. La idea era dar un lavado de imagen y hacer algo diferente, puesto que la tienda estaba en plena marina de Badalona, lo que supone estar rodeado de muchos más negocios que se dedican a lo mismo. Además el dueño del negocio quiera dar una imagen dinámica, más deportiva queriéndose alejar de la imagen que tener o disfrutar de una embarcación es algo prohibitivo y clásico.
El resultado fue bastante satisfactorio. Por un lado representamos la idea de la navegación de una manera muy lineal y esquemática, esto permitía por un lado versatilidad en el logo para representarse en monocromo o lineal y además alejarnos de la competencia que resultó tener logos más realistas, y poco relevantes. Por otro lado se intentó alejar de los colores típicos de las empresas náuticas: la gama de azules, aunque esto fue difícil ya que el mar seguía representándose con su color, el amarillo cumplió una función de contraste (poco vista en la competencia cercana) y se convirtió además en color identificativo de la empresa.
Back to Top